Sin comentarios aún

[Perú] Construyendo juntos con la fuerza de Dios

 

Nunca dejen de ser diligentes; antes bien, sirvan al Señor con el fervor que da el Espíritu. Romanos 12:11, Por la gracia de Dios continua la construcción de la iglesia de Piura, Dios cumple su promesa con esta gran obra.

 

Dios les permitió tomar la decisión en el corazón de cada uno de los hermanos para la edificación de su iglesia.

 

Al principio los hermanos miraban su situación les faltaba la fe en el corazón, pero a medida que la iglesia el siervo les empujaba iba creciendo la fe para unir los corazones y avanzar con la iglesia.

 

 

Con el mismo corazón que recibieron del siervo podían despojarse y negarse a sí mismos para avanzar y ver la obra de Dios, la Iglesia de Piura podía ver realmente el trabajo de Dios vivo, aun teniendo dificultades para poder adquirir los materiales, Dios les ayudaba, Dios proveía todo lo que se necesitaba.

 

 

 

 

Después del culto, los hermanos con un corazón unido, sirviendo a Dios entregaron 4 mil ladrillos a la iglesia, algunas hermanas no le importaban su edad, su enfermedad, porque no era dificultad para ellos, solo querían servir a Dios con un corazón feliz. “Puedes irte —le dijo Jesús—; tu fe te ha sanado. Al momento recobró la vista y empezó a seguir a Jesús por el camino.” Marcos 10:52

 

 

 

 

 

“Al principio cuando empezamos a construir faltaba muchas cosas, muchos hermanos estaban desanimados porque parecía algo que no se podía avanzar pero por gracia de Dios podía venir el diacono Wilmer y otros hermanos y así poco a poco se va construyendo, escuchando la palabra Dios está con nosotros podíamos ver como todos echando el corazón no solo ofrendando el dinero, si no ofrendando su tiempo con agradecimiento, y contentos podíamos trabajar en construir el salón de la iglesia, aún falta mucho, pero tengo la certeza Dios está trabajando para nosotros, él va a levantar la iglesia de Piura, oremos Dios manifieste su gracia a todos. “– Diacono Yoner

 

 

 

 

 

“Soy la hna. Guadalupe Moreto, por la gracia de dios nos permite avanzar en la construcción de la iglesia de Piura, gracias a las oraciones de los siervos de Dios, así Dios Padre es quien trabaja y une los corazones de todos los hermanos, estoy muy agradecida con Dios por su ayuda, tambien estoy agradecida con Pastor Daniel por su apoyo de enviar al diacono y mas hermanos para avanzar con la construcción”.

 

 

 

 

 

Los hermanos están muy agradecidos con Dios porque les permite a avanzar dentro del evangelio también agradecidos con la Iglesia Buenas Nuevas Perú por enviar al Diacono Wilmer de Lima y seguir con la construcción.

 

 

 

 

 

 

 

 

Las hermanas cada día con mucha alegría y gozo apoyan con el preparado de los alimentos así con un solo corazón tienen la fe que Dios les entregará un lugar hermoso para anunciar el Evangelio.

 

 

Publicar un comentario